García Bish: “La revolución digital, de la cual hablamos durante mucho tiempo, está empezando a cobrar vida”

Otro de los paneles que se desarrollaron durante la última edición virtual de Nextv Series South America llevó por título “Impacto del estallido del consumo en línea durante la pandemia”. Allí, el equipo de ejecutivos reunido por Dataxis para el debate trató diversos temas relacionados, como el crecimiento del consumo en línea (video, gaming, e-commerce y otros); estrategias para el nuevo escenario; el impacto en las redes de acceso a internet y del dimensionamiento de las redes en este escenario.

Los ejecutivos convocados por Dataxis para la discusión fueron Pablo Gavino, Product Manager CDN de Lumen Technologies para Latinoamérica; Alejandro Ambrosio, Gerente de Capacity Planning de Telecom Argentina; y Juan García Bish, Gerente de Ingeniería de Gigared. 

En relación al tráfico de video acontecido durante la pandemia, Ambrosio aseguró que “hemos visto un crecimiento para todas las capas de red, tanto de lo que llamamos “upstream”, que es todo el tráfico que subimos hacia la red, donde tuvimos un crecimiento del 75%, como del “downstream”, que es el contenido que descargamos hacia nuestras casas y nuestros equipos, donde tuvimos un crecimiento del 50%”. El ejecutivo también mencionó que “el crecimiento fue en todas las capas de red, y la que más se cargó fue la red de acceso”.  

En esta misma línea, García Bish sostuvo que “notamos durante la cuarentena un crecimiento en el tráfico de internet”. En este sentido, el ejecutivo explicó que “en marzo, no solo en Argentina, sino en el resto de los países de Latinoamérica, se evidenció un incremento del tráfico de entre un 20% y un 30%. En el siguiente mes, el tráfico se calmó, pero posteriormente se volvió a acentuar, y en tres meses de cuarentena tuvimos entre un 40% y 50% de incremento en el tráfico, lo cual normalmente se ve en un año completo. El tráfico viene creciendo a un ritmo de entre el 40% y el 50% mensual, o sea que se duplica cada dos años”. Posteriormente, García Bish dividió entre pure internet e internet de CDN, y explicó que “del tráfico que nosotros transportamos a nuestros clientes, sólo el 25% debemos salir a buscarlo al mundo, y el resto sale de un servidor local. La distribución de este tipo de tráficos cambió con la pandemia, así como también cambió el incremento de estos tráficos. En el caso particular de Gigared, en marzo, tuvimos un incremento en el tráfico del 20%, solamente en un mes. El internet puro creció un 33%, y el tráfico de CDN creció un 16%.  Si bien, porcentualmente, creció menos el tráfico de CDN, como representa el 75% del total, el impacto en volumen es mayor”, explicó, y detalló la subida de Netflix y Facebook.

“Desde nuestro punto de vista, y haciendo foco en nuestra propia CDN para toda la región, desde el inicio de la pandemia hasta hoy hemos duplicado el tráfico en nuestra CDN”, aseguró Gavino, para luego agregar que “el 65% del tráfico de nuestra CDN es de video, seguido por gaming”. Además, aseguró haber visto el impacto del “ocio digital”, que “se ha potenciado con la pandemia y ha integrado a mucha gente a este nuevo mundo. Creo que en este período hemos crecido lo que hubiéramos crecido en dos o tres años”. 

“Hoy, uno de los principales usos de nuestros clientes está basado en el consumo de video streaming. Durante los primeros 15 días del distanciamiento social, tuvimos un 45% de crecimiento, que es lo que esperábamos para el crecimiento de todo el año”, sostuvo Ambrosio. Asimismo, según García Bish, “la revolución digital, de la cual hablamos durante mucho tiempo, está empezando a cobrar vida. Si las redes tenían un período de vida acotado, se está empezando a acortar y, en nuestro caso particular, debemos empezar a pensar más seriamente en arquitecturas puras de fibra óptica, y, de a poco, ir desprendiéndonos del HFC, con la norma Docsis, con la cual vivimos durante 20 años. La fibra óptica se presenta como la plataforma más flexible y de mayor capacidad, mirando hacia el futuro”. 

Con respecto a la evolución del tráfico móvil, Ambrosio afirmó que “no se vio un crecimiento tan marcado, como sí se vio en la red fija. En los primeros 15 días de la cuarentena, que fue el período donde más estuvimos en nuestras casas, fueron en los que vimos más tráfico en la red. El tráfico de datos móviles creció en un 20%”, completó, para luego reportar que el tráfico de voz “creció en un 50%, y notamos que la gente hablaba más, y por más tiempo, y la duración de las llamadas se incrementó en un 96%”. 

“El consumidor ha aprendido mucho en estos meses, y debemos dar respuesta a estos nuevos hábitos y exigencias de los clientes a través de la inversión en redes e infraestructura. Ya se ha demostrado que muchas de las tareas que realizábamos en forma presencial pueden realizarse en forma online, y debemos hacer frente a las exigencias del nuevo consumidor online”, afirmó Gavino. 

En relación a cómo las redes de los operadores y proveedores de contenidos deben prepararse ante la posible masificación del streaming en 4K y HDR de cara a los próximos años, Ambrosio aseguró que “con respecto al tráfico 4K y el HDR, nosotros hoy en día no vemos un crecimiento tan marcado en estos contenidos. Obviamente, los seguimos monitoreando día a día, pero el uso de internet en general está cambiando, y debemos seguir monitoreándolos para ver cómo se manifiestan estos cambios en la red, y poder hacerla crecer en base a la capacidad que requiera el cliente”.

“Estamos en una transición de la TV tradicional, basada en consumo lineal y distribuida por canales, a una distribución que sea 100% on demand y OTT. Disney+ plantea otra batalla, la de las grandes compañías de streaming. El futuro estará basado en qué OTTs serán las que sobreviven y se quedan. La gente no contratará más de dos o tres OTTs. El punto fuerte de Disney está planteado en la disponibilidad de contenido familiar”, finalizó García Bish.